This article is also available in:
Estas dos acciones producen resultados diferentes, que es necesario tener en cuenta a la hora de modificar la configuración y/o modelado de un proceso.

Digamos que no te convence el aspecto de un formulario porque sientes que hace falta incluir en él algunos campos relevantes. A su vez, tampoco te convence la manera en que diseñaste el flujo de trabajo. Aún así, crees que sería mejor consultar con tus clientes o con tu organización antes de aplicar algunos cambios.

La mejor solución para este problema es guardar los cambios primero para evaluar luego si aplicarlos o no. Para guardar los cambios, simplemente haz clic en el ícono de guardado que se encuentra en la parte superior.



Una vez que hayas decidido que los cambios a un determinado proceso tienen sentido dentro de tu organización, haz clic en el botón “¡Publicar proceso!” para que los cambios sean aplicados y se hagan disponibles a todos los usuarios.



Si tienes el rol de administrator o business analyst en tu cuenta, podrás ver los cambios que otro administrator o business analyst haya hecho al proceso antes de que se hayan publicado. Estos cambios no estarán visibles para los demás roles de tu cuenta hasta que sean publicados.
¿Este artículo te resultó útil?
¡Gracias!